CienciaLa química de una sonrisa 2

La química de una sonrisa II

Esta es la segunda parte del post acerca de los efectos químicos que provoca una sonrisa. Si quieres empezar en orden, la primera parte la encontrarás aquí

El poder de nuestro cuerpo.

Es decir, una sonrisa o una expresión de emoción positiva, aunque no sea espontánea, puede activar los mismos patrones fisiológicos y neuronales que una sonrisa real. Sentimos lo mismo cuando la sonrisa es real y cuando no lo es. Aunque no es válida la sonrisa forzada, si no se activan los músculos orbiculares de los ojos.

¿Es engaño? No. Es ciencia. Nuestro cuerpo es capaz de hacernos sentir cosas magnificas por sí mismo. No necesita nada más. Es un laboratorio químico ambulante capaz de hacer maravillas.

La sonrisa forma parte de un idioma universal.

La expresión emocional positiva crea emociones positivas en nuestro organismo. Está comprobado que las emociones positivas reducen el riesgo de padecer patologías cardíacas, respiratorias e infecciosas. Un aumento de emociones positivas fortalece el sistema inmunitario y disminuye el riesgo de tener obesidad. Además, la risa estimula los analgésicos naturales, las endorfinas, ayudando a aliviar el estrés y a curar el cuerpo.

“Son necesarios unos cuarenta músculos para fruncir el ceño, pero solo alrededor de quince para sonreír.” Nosotros decidimos.

Bibliografía:

  • Ekman P. El rostro de las emociones. Barcelona: Editorial RBA; 2015.
  • Fernandez E. Emociones positivas. Vol 1. 3ª ed. Madrid:Piramide; 2013.
  • Darwin, C. La expresión de las emociones.1a ed.España: Editorial Laetoli;2009.
  • Pease A, Pease B. El lenguaje del cuerpo. Barcelona: Editorial Amat; 2006.
  • Ekman P, Davidson RJ, Friesen W V. The Duchenne smile: emotional expression and brain physiology. II. J Pers Soc Psychol. 1990;58(2):342–53
  • Ekman P, Davidson RJ. Voluntary smiling changes regional brain activity. Psychological Science. 1993; 342–345.
  • Frank MG, Ekman P. Physiological Effects Of The Smile. Directions in Psychiatry. 1996. p. 1–8.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario